ASV

Enfermedades de la Vesícula Biliar

La vesícula biliar es un órgano localizado por debajo del hígado y que forma parte del sistema digestivo. Es un reservorio (parecido a una bolsa) de bilis, y su función consiste en almacenar, concentrar y liberar la bilis para facilitar la digestión cuando se consumen grasas principalmente.

Cuando la vesícula presenta altas concentraciones de sales biliares (colesterol, calcio, sodio) y algunas alteraciones del movimiento (Discinesia), este contenido se pega o se estanca llegando a formar un “lodo” biliar y posteriormente cuando es de forma crónica, formando los litos o cálculos (piedras) en la vesícula.

Los pacientes más propensos a desarrollar éstas enfermedades se encuentran entre edades de 40 años o más, las mujeres son principalmente afectadas, pacientes con sobrepeso u obesidad, factores hereditarios (familiares con enfermedades de la vesícula), el embarazo, personas sedentarias y la alimentación alta en grasas y/o colesterol.

Los síntomas de las enfermedades de la vesícula, ya sea por colelitiasis (piedras), inflamación sin litos (colecistitis alitiásica) o por movimiento inadecuado (Discinesia vesicular); se llegan a confundir con síntomas de gastritis y/o colitis como son:

  • Dolor leve o intenso, punzante y/o cólico por debajo de las costillas, en la parte superior derecha del abdomen.
  • Ardor en la “boca” del estómago.
  • Distensión abdominal e indigestión (sensación de hinchazón, aumento de gases y/o sensación de llenarse rápido) después de la ingesta de alimentos grasos, lácteos, carnes rojas, huevo, aguacate y/o semillas diversas, chocolates, etc.
  • Nauseas y/o vomito constantes.
  • Coloración amarillenta de la piel y/u ojos.

Para hacer el diagnóstico de enfermedades en la vesícula biliar es necesario un ultrasonido abdominal, en el que se pueden observar los cálculos (piedras), la anatomía de los órganos, etc.

Una vez que la vesícula biliar causa molestias o dolores abdominales su tratamiento definitivo es la cirugía la cual se llama colecistectomía laparoscópica. Consiste en retirar por completo la vesícula junto con sus litos (piedras), con técnicas avanzadas de mínima invasión.

Es recomendable acudir al médico antes de auto medicarse pues los medicamentos analgésicos, antiácidos y medicamentos que alivien los cólicos; pueden enmascarar o agravar el estado de la inflamación ocasionando así complicaciones mayores.

Dr.AbrahamSolis
Ponte en Contacto

Ubicación

ASV

Barrio de Tlaxcala #116
Fraccionamiento San Pedro, C.P. 78178
San Luis Potosí, S.L.P.

(444) 254 93 33

dr.asolisv@gmail.com